El debate

Santiago Galicia Rojon Serrallonga

Tal vez los seis aspirantes a la gubernatura de Michoacán, o sus asesores, no han entendido que la sociedad está harta de campañas con acusaciones y descalificaciones, en las que todos, casi en estado mesiánico, aseguran ser salvadores de la entidad y contar con fórmulas para combatir miseria, inseguridad, rezagos educativos, desempleo y enfermedades, lo cual, si así fuera, habría que preguntarles por qué no lo hicieron antes, desde los cargos que cada uno ocupó.

La población no necesita que le repitan que unos y otros partidos han saqueado a Michoacán y el país porque es una práctica descarada y criminal que se comente diariamente, en todos los ámbitos, desde hace muchos años. Quienes llegan al poder, pocas veces emprenden tareas grandiosas de beneficio colectivo. La población quiere escuchar compromisos, planteamientos responsables y serios, convocatorias para cerrar las puertas a lo que le causa daño.

Anticipadamente, todos se proclaman triunfadores y poseedores de la verdad. Resulta que ahora todo cambió, como si atrás no quedaran los rastros de corrupción e injusticias cometidos por políticos y funcionarios de diferentes partidos. El rostro deforme de México recuerda el paso de incontables generaciones de políticos que se han enriquecido en perjuicio de millones de mexicanos.

Evidentemente, los candidatos, sus asesores y aquellos que les “aconsejan” al oído, deben salir a las calles, convivir con la gente que cotidianamente estudia y trabaja, palpar la realidad que lamentablemente prevalece en colonias urbanas y comunidades. Parece que solamente transitan en lujosos vehículos de sus casas a los clubes sociales y a sus oficinas, porque existe una realidad lacerante en la que millones de personas coexisten en la pobreza. Olvidaron, acaso, que los cinturones de miseria representan un riesgo para la estabilidad social, pues se trata de multitudes irritadas que tienen poco o nada que perder durante un estallido.

Hasta el momento, las campañas han sido mediocres, con más descalificaciones y juicios que compromisos y propuestas viables, y así quedó demostrado durante el primer debate e indudablemente, de continuar tal tendencia, los candidatos serán consumidos por el tiempo y la sociedad elegirá a alguno con la incertidumbre de si su decisión fue correcta.

Evidentemente, los seis candidatos tienen inteligencia y seguramente capacidad. Deben hacer a un lado a quienes les han orientado erróneamente y demostrar que son capaces de sumar a todos los michoacanos con el propósito de enfrentar los retos y propiciar el desarrollo en base a un proyecto común e integral de estado.

No convencen y eso, hay que admitirlo, representa un riesgo, porque debilita la responsabilidad ciudadana de ejercer el voto. Resulta preocupante cuando uno, al andar en un lugar y en otro y hablar con personas de diferentes estratos sociales, escucha sus opiniones respecto a los diferentes candidatos y expresan, en consecuencia, que no acudirán a las urnas o que tacharán todas las opciones como muestra de descontento. Eso resulta insano e irresponsable, ya que alguno de los candidatos deberá resultar electo gobernador, y lo mismo sucede con los aspirantes a alcaldes y legisladores locales y federales. Los ciudadanos deben ser responsables y ejercer su derecho y compromiso de elegir a sus gobernantes y representantes. Solamente así tendrán legitimidad para reprocharles en caso de que traicionen la confianza de la población.

Los michoacanos esperan no un ser humano con actitudes mesiánicas, sino una persona, hombre o mujer, con capacidad, interés y compromiso real de gobernar con honestidad y justicia social, con resultados palpables y beneficios colectivos. Lo mismo esperan de alcaldes y legisladores. Michoacán y sus habitantes lo merecen después de casi década y media de corrupción, impunidad e injusticias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s