Nuestro amor en época de Coronavirus… Parte II

Santiago Galicia Rojon Serrallonga

Permanezco en el destierro voluntario, mientras afuera, la primavera desliza sus pinceles sobre los jardines y la campiña; me encuentro en el encierro sin barrotes y candados, a la hora que los pájaros cantan libres, las mariposas vuelan ufanas y las abejas posan sobre las flores, como lo hacían al principio de los años; estoy aquí, en la prisión invisible que nosotros, los seres humanos, hemos creado para refugiarnos de la pandemia del coronavirus que otros hombres y mujeres, en algún rincón del mundo, alteraron en un laboratorio para cultivarlo aquí y allá, en una guerra despiadada y sin sentido. Estoy cerca del ventanal, entre la fragancia de las rosas y los tulipanes que el otro día corté para ti y no te entregué´por la urgencia de recluirnos en nuestras casas. Las flores huelen a ti, a tu perfume, a tu cabello, a nuestros encuentros interminables, al romance que una y otra vez vivimos. Al acariciar los pétalos y sentir su textura, palpo tu rostro, tus manos, tu piel. Descubro tu mirada y tu sonrisa en cada flor; pero también percibo tu esencia, esa forma tan tuya de ser cuando eres musa y ángel, dama y mujer. Me entero, por las noticias, que la pandemia acosa a la humanidad y entra sin recato a los organismos humanos, hasta consumirlos y dejar sus huellas de tortura; sin embargo, las rosas y los tulipanes que la otra mañana corté para ti, almacenan en su memoria los aromas y los colores del amor y la alegría. Conforme transcurren las horas y los días, noto que se marchitan irremediablemente. Los conservaré en un sitio especial. Quizá desprenderé los pétalos y los introduciré en el libro de poemas que te escribo cotidianamente, o tal vez los depositaré en un sobre para algún día, si la crisis se diluye, entregártelos tras un abrazo y un beso, con la idea de que sepas que hasta en el aislamiento pensé en ti y te sentí conmigo. Y si por infortunio ya no me encontrara aquí, recibirás el sobre con las rosas y los tulipanes yertos porque alguna vez prometí que cubriría tu sendero con flores.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

8 comentarios en “Nuestro amor en época de Coronavirus… Parte II

  1. Estimado Santiago, espero que en estos duros momentos te cuides mucho, aquí vivimos el horror y el pánico.
    Mi marido ha sido abrazado por el maldito y le tiene preso desde hace días en un hospital, solo, aislado.
    Es muy triste esta situación.
    Gracias por seguir escribiendo para el mundo.
    Un fuerte abrazo. 🌹

    Le gusta a 3 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s