Cuando despertemos

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

¿Y si los niños de la hora presente, olvidan jugar, reír y soñar? ¿Y si, al despertar, encuentran un mundo despedazado? ¿Y si, además, pierden el concepto y la imagen de la familia? ¿Y si alguien, y otros más, vacían su interior y lo convierten en depósito de basura y sobrantes? ¿Y si la infancia se acostumbra a la muerte, a la violencia, a la inseguridad, a los barrotes y a los candados, a la contaminación, a la escasez? ¿Y si los pequeños de hoy ya no recuerdan, de pronto, que son la esencia que mora en su interior y no la superficialidad a la que le rinden culto? ¿Y si, por añadidura, despedazan y sepultan su creatividad, sus sentimientos, sus ideales, sus sueños, su inocencia sus anhelos y sus pensamientos? ¿Y si, cuando lo notemos, al despertar, al siguiente día, la niñez de ahora ya es adulta y nosotros, envejecidos, contemplamos con arrepentimiento, tristeza y dolor los resultados de nuestra irresponsabilidad?

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

La Tierra

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Era un pedazo de cielo, un trozo de paraíso, con la sustancia que fluía en todo, con el agua que corría etérea, con el viento que acariciaba suave o intensamente, con el fuego que calentaba y con la tierra de la que brotaban los colores, las formas, los sabores y las fragancias. Parecía, entonces, un milagro, un destello del infinito dentro de la realidad y del sueño de la temporalidad. La Tierra estaba diseñada para hacer una escala inolvidable durante la travesía hacia el hogar eterno. Alguien, y muchos más, la convirtieron en basurero al sentirse sus propietarios. Todos se adueñaron de porciones, alrededor del mundo, hasta que olvidaron devolverle su sentido natural. Simplemente, la Tierra fue herida con perforaciones y la sustracción de sus tesoros, matizada de tonalidades ficticias y cubierta de concreto, plástico y asfalto. Le arrebataron su esencia y la transformaron en cascarón. Ahogaron sus poros. Sobre la Tierra, donde se expresa el milagro de la vida, alguien, y otros más, provocan incendios, deforestan, contaminan, depredan y explotan armas mortales. Asustados por sus muestras y rasgos de agotamiento y colapso, alguien, y los otros, desdeñan a la Tierra y a sus moradores, pretenden aniquilar a la mayoría y someter a quienes sobrevivan, y buscan, paralelamente, otros mundos que les ofrezcan condiciones naturales para habitarlos. Creen merecer, por sus fortunas materiales, su poder militar y político, y su complicidad perversa con científicos mercenarios y ensoberbecidos, con mentes desequilibradas, un mundo perfecto, cuando han hecho de un fragmento de cielo, un escenario infernal. La Tierra fue un paraíso, hasta que alguien, y otros más, por generaciones, la volvieron un muladar. No es que la Tierra ya no dé frutos; es que muchos le arrebataron su aliento y su producción natural, y pocos le entregaron una retribución que compensara y equilibrara sus faenas. No es que la Tierra caduque; es que el ser humano, la única criatura que en el planeta se ha sentido racional y privilegiada, la envejeció y la enfermó. No es que la Tierra ya no produzca alimentos y otros bienes naturales; es que la ambición humana prefirió pisos de mármol, objetos de oro, albercas privadas y terrazas de lujo, al mismo tiempo que taló árboles en bosques y selvas, arrasó con esteros y lagos, secó cascadas, manantiales y ríos. No es que la Tierra sea una estación de paso, inhóspita en el universo; es, simplemente, que la humanidad le ha faltado al respeto al convertirla en el infierno que concibió en su mente. La Tierra era un pedazo de cielo.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Un poema silencioso, un texto callado

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Hay silencios que, a veces, parecen sepulturas, hondos vacíos que callan todo, carentes de epitafios y de nombres; pero también existen sigilos que dicen tanto, a pesar de la inexistencia de palabras. Hoy recurro a tales silencios, y lo hago con la intención de que hasta usted lleguen y los escuche desde su interior. Son pausas, este día, en las que, al no trazar letras, al evitar sonidos, compongo un poema inspirado en usted, un texto inusual que le confiese mi plan de cultivar orquídeas, rosas y tulipanes para regalarle, cada amanecer, pétalos cargados de gotas del rocío, suspiros y una historia irrepetible con la locura de un amor que no se puede ocultar. Hay silencios que de improviso aparecen cuando uno escribe, espacios que quedan al descubierto, en los que caben su nombre y el mío, con todo lo que sentimos. Se trata de páginas que uno prefiere que queden en blanco, ausentes de palabras, con el propósito de que hablen al oído, que susurren y que el viento, al arrastrarlas, las lleve hasta la habitación donde usted vive, sueña y duerme. Son expresiones sigilosas, mensajes desprovistos de líneas y de sonidos, simplemente porque, en ocasiones, callar dice todo. Hay silencios que provocan que uno, en la buhardilla de escritor, en el taller de artista, decida que las páginas naveguen a otras rutas, como este día lo hago al sentirme inspirado por usted. Los silencios, cuando vienen del interior, ofrecen mensajes libres de ornamentos y de antifaces, acaso por pertenecer al alma, quizá por ser tan puros, tal vez por su significado. A usted le dedico un poema silencioso, un texto callado, con la idea de decirle tanto.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Lo que se da

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Los pequeños actos de amor, son pedazos de cielo que algunos seres humanos, en mayúsculas y en minúsculas, en femenino y en masculino, tienen el don de regalar a otros, en un sentimiento auténtico y puro. El bien y sus detalles son, innegablemente, flores que la gente afortunada trae de paraísos que se sienten en el alma, en el interior, y que se extienden al infinito. El conocimiento que se imparte, las lecciones que se dan pedir algo a cambio, son frutos exquisitos que vienen de otras rutas y saben a la fuente creadora. Las sonrisas genuinas, recuerdan el equilibrio y la armonía con la vida. Resulta maravilloso coincidir, durante la caminata, con alguien que ya trae consigo los ingredientes de su esencia y que, como el agua que fluye y reparte vida, reproduce el bien infinito.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

El otro asunto

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

El otro asunto es que la idea es fragmentar a la sociedad, dividirla, generar antagonismos, romperla, separar a las familias, a los individuos y a los grupos sociales. Al provocar conflictos y diferencias entre los opuestos que, finalmente, son complemento unos de otros -padres-hijos, maestros-alumnos, adultos-menores-, hombres-mujeres, patrones-trabajadores, autoridades-sociedad-, resultará fácil irrumpir y ejercer un dominio absoluto. Padres y madres, acérquese más a sus hijos, demuéstrenles amor con acciones nobles y no con objetos ni con superficialidades, comuníquense con ellos, ábranles las puertas de la confianza y del respeto. Hijos, no olviden que un padre, una madre, son una bendición, un tesoro incondicional que siempre permanecerá con ustedes, en las calmas y en las tormentas. Maestros, enseñen a sus alumnos, desechen su arrogancia en caso de que la tengan, comprendan que cada estudiante posee diferentes capacidades de aprendizaje, conviertan la enseñanza en una pasión y no en una tortura. Estudiantes, aprendan, interésense en el conocimiento y en las lecciones. Patrones, sus trabajadores son seres humanos, no máquinas ni personas inferiores. Trabajadores, realicen sus labores con gusto y con responsabilidad, cuiden sus fuentes de empleo e ingreso. Respétense todos. Manténganse en comunicación. Eviten la discordia, el odio, las diferencias. Los que sean adoradores de las superficialidades y practicantes de la estulticia, renuncian a tales dosis de veneno. No son productos en serie. Únanse. No pierdan la comunicación sincera, a pesar de que traten de asustarlos y separarlos. No se consideren rivales. Solo así será posible enfrentar a quienes, dueños del poder económico, militar, político, científico, tecnológico y mediático, ambicionan imponer un sistema global que someta y explote a todos los seres humanos.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Que nadie les arrebate sus sueños y su imaginación, sus anhelos y sus ilusiones…

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Nunca permitan que les desbaraten sus sueños y sus ilusiones. Impidan que les roben sus locuras y sus anhelos. Cuiden su imaginación y su creatividad, sus motivos y sus fantasías. Y que nadie apague sus alegrías y sus sonrisas. Cada día, a pesar de que a veces haya momentos de tempestades, disfrútenlo plenamente, contentos, lejos de aquellos que, por vibrar a escalas tan bajas, provocan dolores, tristezas, males y naufragios. Eviten que arranquen la inocencia a los niños y las ilusiones a los adolescentes y a los jóvenes. La pretensión local y global es robarles sentimientos, ideales, fantasías, imaginación, sueños, ilusiones y anhelos con el propósito de vaciarlos y transformarlos en marionetas insensibles y ciegas, en títeres enajenados y autómatas, en muñecos procesados en serie. Sean creativos y originales. Vivan demasiado y sueñen mucho. Si alguna vez desarticulan a la humanidad y la convierten en maquinaria, ausente de sentimientos y de ideales, de pensamientos y de sueños, de anhelos y de ilusiones, de creatividad y de imaginación, los hombres y las mujeres se volverán seres programados para cumplir tareas, parecidos a los robots y con el patético semblante de quien solo es un organismo biológico con determinada vigencia. No permitan, por ningún motivo, que saqueen e incendien sus ilusiones, creatividad, sueños, fantasías, anhelos e imaginación.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Al medio mes

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Apenas hace días preparabas la celebración de fin de año, entre burbujas de alegría, ilusión y fantasía, y hoy, al despertar, notaste que el calendario señala poco más de la mitad del mes de enero- interrumpió la vida y me preguntó-: ¿Qué hiciste en medio mes? ¿Transcurrieron los minutos, las horas, los días, con tu alegría y optimismo o, simplemente, con enojo y tristeza? ¿Renovaste tu vestidura interior, la ruta a tu ser, o te encuentras desgarrado? Piensa. Reflexiona en tus sentimientos, ideales, motivos, ilusiones, actos, palabras, sueños y pensamientos. ¿Fueron nobles en el lapso del primer medio mes del año? ¡Mídete! ¿Sentiste, pensaste, hablaste y actuaste bien, cultivaste pequeños detalles y te comportaste grandioso para ti y los demás? Si hicieras un balance del primer medio mes del año -oh, enero, enero que escapa tan rápido-, ¿definirías ese fragmento de tu vida como parte de un capítulo irrepetible, bello, inolvidable y maravilloso?

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Oh, se hizo de noche

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Oh, se hizo de noche cuando pensaba que aún era la tarde. Las horas transcurrieron fugaces e inseparables, negadas al reposo, y, ahora, al año hay que restarle un día más; pero también a mi existencia, a mi vida que alguna vez creí duradera en el mundo. Oh, se hizo de noche y no podré concluir las tareas que en la mañana dejé pendientes por suponer que el tiempo, en el mundo, es perenne. No noté que todo, en la vida humana, tiene un final, una caducidad, una vigencia. Oh, se hizo de noche, mientras creía que vivía y olvidaba mis anhelos, ilusiones y sueños. Oh, se hizo de noche cuando me sentía tan joven. No calculé que la temporalidad de la jornada terrena, aplica a todos y que hay instantes para amar, hacer el bien, aprender, reír, realizar algo grandioso y evolucionar. Oh, se hizo de noche y aún traigo cargas y ligerezas que debo tirar o cultivar para bien mío y de los demás. Mis sentimientos, mis obras, mis pensamientos, mis acciones y mis palabras justifican o reprueban mi paso por el mundo y por la vida humana. Oh, se hizo de noche cuando la mañana alumbraba mis caminos y el mediodía parecía inagotable. Llegó la tarde, con sus detalles y sus razones, y pronto apareció la noche, una noche cargada de estrellas, una noche que invita al descanso y al sueño a quienes han cumplido o al desencanto a aquellos que olvidan su esencia, las rutas a la plenitud, el itinerario a la realización. Oh, se hizo de noche. Esperaré el amanecer, con emoción e ilusión, con la idea de reparar lo que descompuse, restaurar las ruinas que he dejado a mi paso, sonreír, sentir la vida en mí, disfrutar mi estado presente, abrazar a la gente que amo y expresarle mis sentimientos, enmendar mis errores, cultivar flores, arrancar espinas y dejar mis huellas en el camino. Oh, se hizo de noche.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Es tan breve

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

La vida es tan breve, que escapa muy pronto, se diluye entre un suspiro y otro, antes del amanecer, en la tarde o al anochecer, y solo alcanza para dedicarla a labores grandiosas, a tareas nobles, o para desperdiciarla en asuntos que, al rato, ya no se recuerdan por ser tan baratos, denigrantes y superfluos. Si quieres trascender, es necesario que te despojes de antifaces y te alejes de la feria de distracciones que, en cada vuelta, ofrece un atractivo pasajero, algo que parece genial y moda de cada estación, y paraliza los proyectos, las ilusiones y los sueños; pero si solo te interesa que tus días y tus noches te acompañen sin esfuerzo de tu parte, al lado de los grandes rebaños que se conforman con pastar, no debes preocuparte porque indudablemente no pasará algo asombroso en tu existencia. Los artistas, los científicos, los intelectuales, no pierden los minutos ni las horas en tonterías porque están entregados en sus delirios, en sus pasiones, en sus sueños. Cualquier actividad humana, cuando alcanza la maestría, es porque se le dedicó una vida de trabajo. Es tan breve la vida, que apenas da tiempo para aceptar sus invitaciones a disfrutarla o desperdiciarla no se recuerda ni se sabe en qué. Se va rápido. Es tan breve.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

El talento de quien siente admiración, respeto y asombro ante la vida

SANTIAGO GALICIA ROJON SERRALLONGA

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright

Conozco una mujer que experimentó los horrores de la Segunda Guerra Mundial y que, no obstante, ama la vida y recorre sus caminos con alegría, rectitud y sabiduría. Ha viajado por el mundo. Lo conoce muy bien porque no se conforma con el paseo superficial que le ofrece cada lugar. Es una buscadora de historias, detalles, rostros, formas, costumbres, motivos y tradiciones. Siente deleite al conocer gente, al recorrer vestigios de otras horas y al descubrir estilos de vida que, generalmente, pasan desapercibidos por los turistas comunes. Entra a los mercados, a las ruinas, a los barrios, a los escondrijos del mundo. Toma fotografías con sensibilidad y talento, capta imágenes con la pasión de quien siente asombro, respeto y admiración ante los detalles y el milagro de la vida. Es una mujer inagotable que sabe que el tiempo y la vida son para experimentarlos plenamente, dejar huellas y trascender. Vive en Alemania, al lado de su familia, con el deleite de compartir sus letras y sus colores, sus palabras y sus fotos, con lo que ha encontrado al caminar por el mundo. Ella, Rosemarie Schade, es una dama, una de esas personas que, al conocerlas y tratarlas, no se olvidan por su amabilidad, su educación, sus valores y su experiencia. Hoy, simplemente, le dedico este espacio con el arte de mis letras.

Derechos reservados conforme a la ley/ Copyright